La Librería

Pequeños retales de literatura

sábado, febrero 22, 2014

El buen etarra

Hace unos días los informativos nos sorprendían con la detención en México de los dos etarras que seguían en libertad con más muertes a sus espaldas, los detenidos eran Iciar Alberdi Uranga, alias 'María', y Juan Jesús Narváez Goñi, alias 'pajas', que allá por los años 90 a las órdenes de Urrusolo Sistiaga cometieron múltiples atentados, causando 18 muertos y numerosos heridos. La intención de los terroristas era atentar en la costa mediterránea y así poder boicotear los Juegos Olímpicos de Barcelona.

Etarras1

Aparte de la satisfacción de estas detenciones, por el simple hecho que estos personajes se merecen pasar por la justicia y ser condenados por el daño que cometieron a múltiples familias (felicito por ello tanto a las fuerzas implicadas en la detención tanto mexicanas como españolas), lo que me parece curioso del caso, es la situación personal en la que estos etarras han sido detenidos.

Etarras2

Ambos etarras eran pareja sentimental, y en los últimos 22 años se habían alejado de la lucha activa, Juan Jesús Nárváez Goñi trabajaba de masajista e Itziar Alberdi en un centro de yoga; vivían con identidades falsas con dos hijos de 17 y 19 años, que supuestamente no tenían ni idea del pasado delictivo de sus padres.

A mi me da que esta situación vital tiene algo de oxímoron: convertirse en unos responsables padres de familia después de haber sembrado las aceras de sangre y metralla. ¿Las personas pueden cambiar tanto o sencillamente tenemos la capacidad de poder mostramos distintos a las personas con las que nos relacionamos?

Todos hemos visto esas imágenes en las que nazis convencidos de la llamada solución final (exterminio de los judíos) estaban posando en la fotografía rodeados de varios niños de piel blanca y cabellos rubios. Me imagino que este hecho de matar y dar amor debe arreglarse con algún tipo de disonancia cognitiva, de separación entre amigos o familiares y enemigos, pero no por ello deja de sorprenderme.

No tengo ningún interés en que a estos etarras les caiga más pena de la que fije el código penal; incluso considero que seguramente por estar bastante rehabilitados sería conveniente que después de unos cuantos años de prisión, pudiesen optar a las medidas de reinserción correspondientes (siempre que los informes de los psicólogos diesen su visto bueno). Además, me imagino que durante estos veintidós años también ellos han purgado ya una parte de su culpa, pues no debe ser fácil tampoco irse a dormir con el miedo siempre de poder ser detenido en cualquier momento, y teniendo que estar huyendo constantemente sin poder optar a la mayoría de las situaciones de la vida que exigen presentar algún tipo de documentación; de vez en cuando incluso aparecen en la prensa casos de delincuentes que cansados de huir de la justicia durante años y años, se acaban entregando, recuerdo por ejemplo el caso del ladrón del tren de Glasgow, que decidió cambiar su Brasil adoptivo por la justicia londinense, y es que a ciertas edades las mulatas ya no tiran tanto, y puede más la morriña al lugar de nacimiento.

Cuando leí la noticia y leí que tenían dos hijos adolescentes, me acorde inmediatamente de la película La caja de música del director franco-griego Constantin Costa-Gavras en la que Jessica Lange hace de abogada defendiendo a su padre, inmigrante húngaro que acaba de ser acusado en los EEUU de ser un criminal de guerra nazi.

En la película ella está convencida en un principio de que todo es fruto de un error o una conspiración comunista, y que su padre es totalmente inocente de los cargos que se le imputan, pero a medida que avanza el juicio y ella por su cuenta va haciendo sus propias investigaciones se va dando cuenta que su padre al que tanto quería, fue en su juventud un monstruo nazi que disfrutaba con el dolor ajeno.

La caja de música Gavras

Finalmente los cargos se desestiman por el buen hacer de su hija como abogada, pero descubriendo ella la verdad, es ella misma la que proporciona nuevas pruebas al fiscal para que el caso pueda reabrirse y su padre sea nuevamente juzgado.

Esta resolución no creo que se diese en la mayoría de las familias, porque como en la película dicen, suele tirar más la sangre familiar que la sangre derramada, pero realmente no me puedo imaginar en estos momentos que pasará por la cabeza de esos dos adolescentes, al descubrir que sus padres mancharon sus manos de sangre inocente al pertenecer a dicho comando etarra (debería ser un motivo de vergüenza para los padres).

Y CONTINÚO en un segundo post con otras cuantas referencias que vienen a colación.

Etiquetas: , ,

4 Comments:

Blogger Doctora said...

Debería ser un motivo de vergüenza para los padres, pero lo mismo se sienten orgullosos de lo que hicieron.

Las cárceles no son psiquiátricos. No se busca curar a la gente, sino castigarles.
Lo digo por eso de que ya están reinsertados después de tanto tiempo.

El presidente del Sevilla está prorrogando todo lo que puede su entrada en prisión, y el tío alega que está muy arrepentido y que no tiene sentido encerrarle porque es más útil fuera que dentro de la cárcel.

12:02 p. m.  
Blogger Vigo said...

Puede que suceda así, ya que muchos de ellos no parece que cambien demasiado y todos hemos oído hace unos años que algunos aún celebraban en las cárceles los nuevos atentados. Pero si es así, será peor para ellos, porque me imagino que si se muestran arrepentidos y cooperantes, tienen muchas más posibilidades de salir antes que no tener que cumplir sus penas íntegras (me imagino que les podrán aplicar la doctrina Parot), y aun que se muestren cooperantes, unos cuantos años de cárcel creo que no se los quita nadie.

Pienso que lo del castigo también va muy de acuerdo con el módulo al que te destinan, seguramente si estás en un módulo de presos peligrosos las posibilidades de conocer gente peor que tú, quizás es mucho más alta que la de encontrar un orientador que te ayude a salir de los círculos de delitos, violencia y drogas. Posiblemente hay muchas cosas que se podrían mejorar, pero aún así creo que algunos presos consiguen vencer todas las dificultades que se les presentan y se reinsertan (o igual es que soy un optimista y creo que todos merecemos una nueva oportunidad de redimir nuestras culpas).

Lo que dice el presidente del Sevilla me parece una fantochada, porque si fuera tan fácil alegar ese motivos, todos los presos podrían presentarse ante el juez con el mismo alegato. A veces si que se pueden dar algunas excepciones, como cuando los presos son bastante jóvenes, o cuando por ejemplo son los cabeza de familia y el bienestar de otros familiares directos dependen claramente de ellos, pero aún así es más tarea del juez que del acusado darles esta especie de indultos.

Y eso sí, las multas que les deberían de poner deberían ser el doble de lo que han podido robar con sus casos de corrupción, para que al menos se les quitaran las ganas de volverlo hacer.

9:34 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Te preguntas como es posible que una persona tenga dos caras tan diferenciadas, pero no te preguntas si la noticia que te han contado es verdad. Has mordido el anzuelo.
¿en algún momento los has visto con esposas? ¿desde cuando unos detenidos son arropados con mantas? no sabemos nada sobre estas dos personas, en cambio tu te posicionas en defensa de una idea prefabricada por los medios de comunicación. Hazte un favor, si escribes un blog, por lo menos que tenga ideas originales, no lo uses para hacer propaganda desinformativa, para eso ya estan los grandes medios.

7:28 p. m.  
Blogger Vigo said...

Por costumbre suelo fiarme de los periodistas, al menos los de los medios que creo que son medianamente honrados y ecuánimes en el tratamiento de la información.

Si tienes información privilegiada te recomiendo que vayas a los medios que tanto críticas y que ellos la valoren.

Si lo que haces es dudar de las noticias por norma, y abrazar las teorías conspirativas sin datos que las reafirmen, evidentemente para mí te dedicas a lo que antiguamente se dedicaban los charlatanes que vendían crecepelos.

¿qué van con mantas? Pues no se como lo verás tú, pero a mí me parece bastante humano que a dos detenidos ya algo mayorcitos les den un par de mantas del avión si tienen frío porque no les han dejado llevarse sus abrigos.

Así que si quieres desinformar -que eso sí que es lo que tu haces- puedes seguir haciéndolo, pero búscate tu propio blog, que éste es mío donde escribo lo que me da la gana, cuando me da la gana.

7:40 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

 
 

Licencia C 2004-2005 by Daniel Vigo

Email