La Librería

Pequeños retales de literatura

martes, mayo 08, 2007

Buscas a Roma en Roma

Acabo de visitar este blog al que inmediatamente me he sentido hermanado. Supongo que ambos escribimos desde el lado oscuro de la vida. No llegamos a ser siniestros, pero sí que dotamos a las palabras con un cierto regusto de amargura. Excepción: salvo días especiales en los que me siento reventar de felicidad. Reventar… ¿Han oído hablar de la serie Héroes? Pues eso, uno se puede mirar en el espejo y encontrar allí su mitad mala (no ze zi vale la pena que lo ezplique). Mientras que otros se pueden llenar de rencor por no poder demostrar su jodida individualidad, y existen otros que se creen tan buenos que creen que pueden salvar el mundo, y en verdad lo que llevan es una inmensa bomba de relojería en su interior (este último comentario contiene spoilers). Lástima que yo casi tenga diez años más que el amigo.... Pero bueno supongo que algún bagaje me han dado esos diez años, aunque sólo sean las canas que comienzan a salirme en mi barbilla y saber decir que no en ciertas situaciones (aún no domino la técnica ante el género femenino). El otro día me descubrí un largo cabello blanco que salía de mi pecho y que tenía un tamaño tan extraordinariamente largo, que captó mi atención durante un minuto hasta que terminó decapitado por salirse de los canones (ja!).
La muerte de una parte de mí. ¿Son mis canas parte de mi yo? Supongo que las partes de mí que vuelven a crecer no son totalmente partes de mí. Creo que fue René Char el que dijo que sólo tenemos un recurso antes de la muerte que es hacer arte. Otras mentes más sociales dirían que el recurso es amar, ser amado, tener hijos y perpetuarse. Lo siento, nací en el año chino del lobo estepario, y bajo ese horóscopo uno sólo tiene las opciones de mamar, aullar y morder. Así que no me llevo bien con los convencialismos. Tengo tendencias de Asperger, ¿lo cualo? Un Asperger es una persona con una cierta modalidad de autismo social; un ejercicio de taxonomía que le da un aire chic a estos inadaptados. Lo cual me hace mirarlos con reticencias y desde suficiente distancia.
¿Puedo decir algo más de René Char? Sí, el propugnaba que para escribir se ha de intentar permanecer oculto en las palabras. Un escritor debía renunciar a sí mismo. Efectivamente, otros muchos dirían justamente lo contrario. Lo que viene a decir que todos los caminos llevan a Roma. ¡Oh peregrino, buscas a Roma en Roma, y en Roma misma no la hallas!
Hoy estoy muy cansando. Pero sirva estos versos a modo de merecido descanso. Una curiosidad: René Char era uno de los poetas que más admiraba Blanchot, y entiéndase en consecuencia porque un servidor sigue los pasos de ambos. Podría pensarse que mi alma tiene algo de torturada. No lo negaré. A decir verdad podrían decirse demasiadas cosas, y sin embargo todo al final es palabrería bajo la cual me cobijo. En el fondo no deja de ser esto un ejercicio surrealista de los que propugnaba René Char; en el fondo esto no deja de ser un cadáver exquisito de mi mismo.

René Char - Yo habito un dolor

No dejes el cuidado de gobernar tu corazón a esas ternuras parientas del otoño del que reciben su plácido andar y su afable agonía. El ojo es precoz para plegarse. El sufrimiento conoce pocas palabras. Prefiere acostarse sin cargas: soñarás con el mañana y tu lecho será liviano para ti. Soñarás que tu casa ya no tiene vidrios. Sientes impaciencia por unirte al viento, al viento que recorre un año en una noche. Otros cantarán la incorporación melodiosa, las carnes que sólo personifican la brujería del reloj de arena. Condenarás la gratitud que se repite. Más tarde, te identificarán con algún gigante disgregado, señor de lo imposible.
Sin embargo.

Sólo has conseguido el peso de tu noche. Has vuelto a la pesca en las murallas, a la canícula sin verano. Estás furioso contra tu amor en el centro de un acuerdo que enloquece. Sueña con la casa perfecta que nunca verás elevarse. ¿Para cuándo la cosecha del abismo? Pero has reventado los ojos del león. Crees ver pasar a la belleza por encima de las lavandas negras.
¿Qué es lo que ha izado, una vez más aún, un poco más arriba, sin convencerte?
No hay sitio puro.

Etiquetas: ,

3 Comments:

Blogger bydiox said...

Bueno, lo más justo es que te devuelva la visita y por eso aquí estoy.

Supongo que tienes razón, escribo desde el lado oscuro, desde ese otro lado de la realidad cotidiana.
Y aunque quizás no lo sepas, también veo Heroes (de hecho en este momento la descarga directa me baja a 1MB), al igual que el resto de series extranjeras de las que soy fan (Lost, Jericho, How I met your mother...). ¡Y cuidado con los spoilers de la serie! :P

Sí, algo más de 10 años nos llevamos de diferencia y doy -lógicamente- por supuesto que mil y una historias vividas más que yo, aunque únicamente sea sin buscarlas, de esas que llegan como una hoja que arrastra el viento de la tarde.
Tengo 20 años, pero según dicen no los aparento (y no, aún las canas no han llegado, aunque no creo que tarden en aparecer), debe ser cosa de criarse en una pequeña ciudad, llena de cosas sencillas. O qué sé yo (de hecho en una pequeña crítica en narrador.es escribieron José Luis debutará el próximo jueves con un texto, ‘Escritos, pensamientos y vidas’, un escrito en el que parece que su autor parece haber vivido toda una vida y no veinte años. Un narrador que envejece con la pluma en la mano. Leyéndole, creánme, cuesta creer la edad de José Luis.).

En fin, sea como sea el motivo de nuestro cruce en este mundo cibernético me alegro que así sea y que te hayas sentido identificado con mi blog.

Y por cierto, yo también suelo escuchar a Carlos Llamas (aunque hace tiempo que no tengo tiempo, la verdad).


Un saludo... desde el otro lado

11:03 a. m.  
Blogger Vigo said...

Te leí un par de posts, y me dio la impresión que casi los podía haber firmado yo, lo cual le hace a uno sentirse más acompañado.
Por curiosidad voy a mirar tu perfil a ver si hablas de libros o películas... A ver si coincidimos.

8:31 a. m.  
Blogger Vigo said...

Veo que te gusta Conrad. En la película Apocalipsis hay unos fotogramas donde el coronel Kurtz creo que tiene el libro de Ayn Rand El Manantial. Tal vez tú puedas quitarme la duda...

Saludos y a continuar viendo Heroes que está muy interesante. Me bajé los capítulos en castellano con la mula y ahora estoy esperando que pongan en la red los siguientes. Me da un poco de cosa ver la serie en versión original ahora que me he acostumbrado a verla en su versión doblada.

8:47 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home

 
 

Licencia C 2004-2005 by Daniel Vigo

Email