La Librería

Pequeños retales de literatura

jueves, noviembre 01, 2012

La serie Revolution y la tormenta solar perfecta.

De vez en cuando me da por escribir alguna crítica en esa gran comunidad que es filmaffinity, y hace unas semanas escribí unas líneas tras visionar el capítulo piloto de la nueva serie Revolution, que ha comenzado a rodar la cadena americana NBC.

La serie parte de un futuro apocalíptico en el que un fenómeno desconocido que deja inutilizados todos los aparatos eléctricos. La serie parte de esta premisa, y se sitúa a los quince años de ese apagón total, y tiene como eje central a los integrantes de la familia Matheson, que se enfrentan a una especie de nueva milicia estilo la que sale en la película El cartero (The Postman) de Kevin Costner.

Revolution
Revolution es una serie que viene firmada por Eric Kripke y producida por J.J Abrams. Este último ya lleva a sus espaldas un buena cantidad de éxitos (Lost, Alias, Fringe…) por lo que siempre es alguien al que intento echar un vistazo en lo que va haciendo, y por eso vi ese capítulo piloto, pero tal como escribí en filmaffinity me pareció que estaba bastante descuidado en muchos detalles, por lo que no le di muy buenos augurios para su continuidad.

Un detalle curioso y motivo de este post es que todos los que escribimos nos lamentábamos un poco de que en un principio, no se nos explicase el motivo de este apagón mundial, y se guardase esta baza para próximos capítulos, como si fuese un as que se guardaran los creadores bajo la manga, creando una expectativa algo artificial y escamoteándonos algo que lo normal sería que los protagonistas la de historia ya hubieran descubierto al poco de suceder el apagón, porque entre tantos humanos que hay en cualquier ciudad, alguno mínimamente cercano habría que tuviera un poco de curiosidad científica y que antes del desastre, ya fuera conocedor de esta hipótesis catastrofista (o quizás aún más normal que el gobierno hubiera podido dar la explicación correspondiente por algún otro tipo de canal). Parto de la idea que si la trama es buena, no tendría que recurrir a este tipo de tretas de ocultar información sobre la que bascula la serie, sino que debería encontrar otras líneas argumentales donde fundamentarse. De todas manera aquí desvelo lo que creo que es la solución a este misterio, y que como explicaba antes, nunca debió de dar la posibilidad de generar un spoiler.

Pero bueno han bastado unos días, para que leyendo otros papeles, para que por pura casualidad encontrase lo que creo que es el hilo por el que han tirado los creadores de esta serie y éste no es más que la consecuencia de lo que lo que los científicos denominan como el evento Carrington, y que conllevaría las consecuencias fatídicas que se sucederían en la Tierra, tras el paso de una intensa tormenta solar.

Hace unos cuantos años se decía que el evento Carrington podía ocurrir el año 2012 y precisamente entre mayo y septiembre (justo cuando se ha lanzado la serie), aunque estamos en octubre y aquí no ha pasado nada de nada (nota: bueno, el otro día cortaron la luz en mi edificio y estuvimos hora y media sin luz, lo que le da a uno para descubrir lo vulnerable que se vuelve uno sin electricidad, y también lo ociosos que se vuelven los vecinos que salen al rellano de la escalera, y comienzan a quejarse unos a otros de lo que nos parece una interminable espera. Pero este dato no creo que sea demasiado relevante ;)).

Vayamos a los hechos: el 2 de septiembre del año 1859, ocurrió una intensa tormenta solar, conocida como el evento Carrington (debe este nombre al astrónomo británico que lo midió). Dicha tormenta solar sobrecargó tanto el campo magnético de la Tierra, que acabó “friendo” las redes de telégrafos que por aquella época existían, teniendo en cuenta que en esa época el mundo de los humanos sólo estaba en los albores de la utilización de la energía eléctrica. Las comunicaciones telegráficas quedaron interrumpidas durante varias semanas hasta que por fin se pudieron restablecer.

Siempre pensé que el fin del mundo como tal ocurriría millones de años después con el apagón solar, sin embargo nunca había barajado la posibilidad que ocurriera el fin de la humanidad tal como la conocemos por un efecto contrario, y que fuera una intensificación de la actividad solar la que acabara por finiquitar la civilización humana.

Generalmente los vientos solares arrastran partículas que pueden entrar en la atmósfera terrestre produciendo las llamadas auroras boreales, pero bastaría que estos vientos impulsaran una buena cantidad de plasma solar, para que una vez éste entrara en contacto con la Tierra, no pudiese ser absorbido por el escudo magnético de nuestro planeta (cinturón Van Allen), para que destrozase la mayoría de los transformadores de las redes eléctricas y las ciudades se quedasen completamente a ciegas.

tormenta solar
Si sucediese eso, estos transformadores dañados no podrían ser reemplazados rápidamente ya que son muy costosos y las compañías eléctricas no disponen de tantos en reserva, y además podríamos imaginar un escenario en el que la situación de la tormenta solar no durase solo un día, sino que bien podría permanecer durante años (escenario de la serie), con lo que la red eléctrica podría quedar interrumpida durante todo el tiempo en el que esta tormenta solar se mantuviese.

No se si se imaginan las consecuencias de esto, pero basta pensar que al cabo de un día sin energía eléctrica, es más que probable que los edificios se quedasen sin agua potable (ya que para el bombeo de esta se necesita la electricidad), y una vez se consumiera el agua remanente en las tuberías, nos quedaríamos sin agua. Y cosas parecidas sucederían con casi todas las máquinas que estamos acostumbrados a utilizar en nuestro día a día (nos podemos imaginar un poco una situación parecida con el magnífico documental que rodó Discovery Channel en el que hipotetizaba sobre una Tierra en la que de repente desapareciera de repente y definitivamente toda la actividad humana: Life After People). Es fácil deducir que con si esta situación durase unos cuantos meses, podríamos estar hablando de unas consecuencias de millones de personas muertas (tenemos el ejemplo de hace unos años en el que el paso del huracán Katrina hizo que se desbordaran los diques que rodeaban la ciudad de Nueva Orleans, y bastaron unos días de caos, para que la población refugiada en el estadio Domo se comportase como si de un futuro apocalíptico se tratase, con asesinatos, violaciones y saqueos, y todo esto en ocurriendo en una sociedad tan desarrollada como la norteamericana).

Lo más curioso es precisamente eso, que en este mundo sin electricidad los países más castigados serían los que ahora pertenecen a la categoría de más desarrollados, pero en cambio los países menos desarrollados y que no dependen tanto de la energía eléctrica, serían los que mejor se adaptarían a esta nueva situación. Habría por ejemplo grandes zonas africanas, donde sus habitantes apenas notarían los efectos de este apagón.

Afortunadamente septiembre ya ha pasado, y aunque aún no descartamos que los mayas lleven la razón, podemos decir que de momento el mundo continúa.

La intro de la serie desde luego es impactante:

Vivíamos en un mundo eléctrico.
Todo dependía de la electricidad y de repente se fue.
Todo dejó de funcionar...
Y no estábamos preparados.
El miedo y la confusión dieron paso al pánico.
Los más afortunados escaparon de las ciudades;
cayeron los gobiernos;
las milicias tomaron el poder
controlando los alimentos acaparando las armas.
Seguimos sin saber la causa del apagón.
Pero esperamos que aparezca alguien.
Y nos muestre el camino.

¡SOY YO! ¡SOY YO! Fácil se coge un... No en serio me imagino que lo mejor sería sencillamente restablecer poco a poco las redes eléctricas y el suministro, una vez hubiera pasado la tormenta solar. Y mientras todo eso sucede, intentar sobrevivir como bien se pudiera.

También podría darse el caso de que hubiera habido un previo problema en el escudo del campo magnético. Había una película: El núcleo en que la Tierra dejaba de rotar y se colapsaba los campos magnéticos (que provienen del movimiento de esos ríos de hierro fundido que se mueven por el nucleo de la Tierra). Lo que hacían para solucionarlo, era colocar cargas nucleares en la corteza terrestre para que al explosionar esta volviera de nuevo a rotar (referencia aquí al Dia de Josué bíblico).

El pasado 23 de octubre se detectó una llamarada solar de gran intensidad que hizo que se cortaran las comunicaciones en gran parte del territorio asiático. Ahora solo falta que la próxima sea todavía de mayor potencia.

Ahora ya sé, ya sé, me vendrá alguien con conocimientos más científicos que yo, y me soltará que he dicho alguna idiotez...

Etiquetas: , ,

3 Comments:

Blogger Orion said...

¡Buenas!

Desconocía por completo la existencia de "Revolution". A decir verdad, veo poca tele y no soy muy aficionado a las series. Mi mujer, sin embargo, es una "serieadicta". Ella las ve online, en versión original, con o sin subtítulos. La única serie que veo es "The walking dead", descargada de Internet, of course (no pago ni un duro por ver televisión :))
El recurso de ocultar una información importante, se da con bastante frecuencia en cine y literatura.
Ahora mismo se me vienen a la mente algunos ejemplos, como: "Lost", "La carretera", "Fin" (una novela de David Monteagudo, en la línea de "La carretera" de Cormac).
No vi ni un sólo capitulo de "Lost", pero, según escuché por ahí, el final es decepcionante por no estar a la altura de la serie, y muchas situaciones y hechos que acontecen se quedan sin explicar, a la libre interpretación del consumidor :).
Tampoco he leído "La carretera", pero si he visto la película. Creo recordar que en ningún momento se explica el porqué de ese futuro apocalíptico en que se desarrolla la trama.
Y en "The walking dead", la unica serie que me tiene enganchado, tampoco se explican las causas de la pandemia zombie. Al final de la segunda temporada, después de muchos capítulos, nos enteramos de que todos llevamos un zombie dentro y que no es necesario que un caminante nos muerda, pues a los pocos minutos de fallecer,aunque sea por muerte natural, nos unimos al club de los muertos vivientes; a no ser que antes de dicha resurrección, alguien destruya nuestro cerebro.
¿Por cierto, que opinión te merece "The walking dead"? Creo que nunca has hablado de la serie en el blog (si estoy equivocado, dame el enlace del post)

¡Saludos!

PD: Nunca dices estupideces. Los fieles que te leemos lo constatamos ;)

5:09 p. m.  
Blogger Vigo said...

Hola Orion, a mí si que me gusta ver series, y como tu mujer las suelo ver subtituladas, no tanto para mejorar mi inglés que tampoco aprendo demasiado, sino más porque cuando descubro esa serie que me apetece ver generalmente aún no ha pasado todo el proceso de compra por algún canal español, y por tanto aún no ha entrado en el proceso de doblaje.

Generalmente no tengo paciencia para ver una serie por televisión (eso de esperar toda una semana para ver un capítulo me parece ya una práctica un poco desfasada para los tiempos que corren). Así que generalmente cuando me apetece ver una serie (preferentemente de ciencia ficción) intento verla un fin de semana intensivo en el que no tenga ganas de hacer nada (y entonces soy capaz de verme hasta diez capítulos en un solo día). Así de obsesivo puedo llegar a ser ;)

El libro de Monteagudo lo conozco, y he oído muchas veces hablar de su final misterioso, así que como no creo que me ponga leer su libro, a la primera de cambio que pueda ver la película la veré seguro, aunque solo para saber lo que pasa en ese final tan nombrado.

Soy bastante quisquilloso con los asuntos argumentales, y una de las cosas que más me importa para valorar tanto una novela como una película, es que tenga coherencia argumental. Por ejemplo un libro o una novela que se resuelva con “que todo era un sueño” o “que todo era una conspiración del gobierno”, automáticamente para mí suele ser un fiasco de argumento, aunque siempre puede haber alguna excepción.

Respecto a Cormac McCarthy siempre me ha parecido un poco sobrevalorado (bueno, tenía un amigo que le fascinaba pero yo leí varios de sus libros y no encontré de encontrarle lo que mi amigo parece que encontraba). La película por eso tampoco me gustó demasiado. Aunque no es la primera vez que he vuelto a ver una película que vi hace tiempo y que no me llamó la atención, y después de los años la vuelvo a ver y me parece una maravilla (no sé si es que maduro “algo”, o que mis gustos sencillamente cambian).

8:02 p. m.  
Blogger Vigo said...

que largo es esto):)

Sobre "The walking dead" hablé un poquito aquí:

http://lalibreria.blogspot.com.es/2012/01/amanecer-z.html

El cómic me parece una maravilla, porque te Kirkman consigue mantener tu atención y no te aburre, y sus cómics se siguen editando número a número (creo que el hecho que hayan muchos protagonistas, y que no tenga demasiados reparos en matar a algunos de los personajes principales es un acierto, al final solo respeta al poli, su mujer y al niño. Y no del todo porque en algún momento creo que acaba mutilando a alguno). Quizás el detalle más importante del cómic es que los personajes están muy bien descritos, e incluso son tan “ricos” que incluso llegan a evolucionar psicológicamente.

La serie me gustó mucho, porque que considero que es bastante fiel al cómic, y está muy bien rodada. Cuando la veía me parecía recordar muchas de las viñetas que aparecen en el cómic.

Hay bastante cosas curiosas del cómic, como el hecho de que la palabra zombies casi no la utiliza nadie, unos hablan de caminantes, otros de no muertos, y así con muchas más expresiones. Creo que forma parte del intento de darle una ambientación misteriosa al asunto de los zombies.

También me gustó el tema de las hordas, en el cómic lo explica muy bien el por qué algunos zombies se van agrupando en hordas buscando carne humana, porque sencillamente unos se ponen a seguir a otros cuando escuchan algún ruido que parece humano. Creo que Kirkman refrescó esta idea freudiana de las hordas, y que eso fue todo un acierto en el imaginario zombie.

Pequeño espoiler.
Todavía no he visto los capítulos en que aparece Michonne con sus espadas y sus zombies esclavos, pero me imagino que algunos ya deben estar rodados, pero como me gusta que la serie avance un poco para así después ver los capítulos de carrerilla, no me he preocupado de ver si está rodada algo de la tercera temporada (no sé si llegué a ver el final de la segunda temporada).

Soy de los que piensa que últimamente se hacen a menudo mejores series que películas y por ello de vez en cuando vale la pena echarles un breve vistazo, aunque solo sea para saber lo que uno se está perdiendo.

Saludos! Y gracias por tus palabras, a mi confianza le sienta estupendamente que de vez en cuando me elogien un poquito.xD

8:05 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

 
 

Licencia C 2004-2005 by Daniel Vigo

Email